La terapia es un proceso de reencuentro con uno mismo y con la vida a través del cual podemos retomar  nuestro camino, el que en verdad queremos transitar. La terapia nos ayuda a entrar en un espacio de aceptación hacia nosotros mismos, pues solamente desde la aceptación es posible realizar el cambio que ansiamos, para vivir la vida que queremos y que merecemos vivir.

La terapia individual es la modalidad más recomendable cuando la motivación tiene que ver con asuntos personales, mientras que terapia de pareja lo es para abordar aspectos de la dinámica relacional de la pareja.

Hacer terapia es una forma de cuidarse, de tomar más conciencia de uno mismo, conocerse más, y crecer en coherencia con nuestro ser. Si tienes interés en hacer terapia, me puedes llamar o escribir para concertar una entrevista.